La tienda online de productos tecnológicos de CosasSencillas

Pobre mosca…

En primer lugar pido disculpas por el tema que voy a tratar, por lo que aviso a los escrupulosos, para que no lo lean y en paz.

La imagen que aparece a continuación, aunque no tiene mucha calidad, se aprecia que es una mosca, claro que el que hizo la foto se podía haber acercado más —podéis pensar—, pero no lo hizo por prudencia para evitar que la mosca saliera volando… ahora lo entenderéis.

munich-airport2

Fran, un compañero del trabajo me ha pasado la foto que puedes ver, esta hecha en el aeropuerto de Munich, en los lavabos de los chicos (claro está). Como puedes apreciar es una mosca grabada en el propio urinario (por eso no sale volando, pero a ver quien es el guapo que se acerca más para sacarla en detalle). No es una broma ni una foto manipulada, es un hecho real, lo leí hace unos años, pero no tenía material para ilustrarlo.

La finalidad del invento es que te concentres y trates de acertarle, mientras haces… bueno eso que te imaginas. De ese modo en los servicios que se ha instalado están menos sucios. El insecto en cuestión, de color negro sobre blanco, es difícil de ignorar, el usuario, atraído por un profundo deseo de enviar al pobre invertebrado tubería abajo, es imposible no apuntar al insecto para intentar acabar con su vida, a pesar de que uno sabe que no es más que un dibujo

munich-airport1

Pero me temo que habrá gente, los más traviesos que tratarán de acertarle intentándolo desde cada vez más distancia, o incluso desde dentro de los excusados, con la puerta cerrada (no lo quiero ni imaginar).

La pobre mosca es la responsable que se haya incrementado la puntería en un 80% (según los responsables del invento), lo que ocasiona menos trabajo para el personal de limpieza.

Moraleja: El hombre a la hora de… necesita algo en qué centrarse para “apuntar bien“. Eso explicaría por qué vaya uno donde vaya, la mayoría de baños públicos no se puede ni entrar.

Y ahora la nota culta: este ejemplo también sirve para enfatizar el hecho de que en un diseño, es necesario dirigir la atención visual del usuario hacia lo que queremos comunicar. Supongo que esto se puede aplicar tanto al web como a otros ámbitos del diseño.

De todas maneras pobre mosca, es digna de compasión.

PD: Para los que no se crean lo de la mosca, pueden ir al enlace del urinario modelo D-Code #082930 de Duravit, donde menciona entre las especificaciones si quieres el urinario “con mosca o sin mosca“.

duravit

Foto de Duravit.

Actualización: En El País he encontrado el ejemplo del urinario con mosca, para ilustrar el artículo La conveniencia de autoengañarse.

Menú de cierre
×
×

Carrito